A “redescubrir” la Argentina como un país bicontinental… (pero en avión)

Estambul se ofreció como sede de las negociaciones
7 marzo, 2022
La odisea de regar en el desierto
7 marzo, 2022
ver todo

A “redescubrir” la Argentina como un país bicontinental… (pero en avión)

El Ministro de Defensa, Jorge Taiana, anunció una serie de iniciativas durante su estada en Tierra del Fuego la pasada semana. Afirmó la concreción de obras e iniciativas logísticas para la región, peor el Cruce Corto por Aguas Argentinas (que está servido), ni figuró en las consideraciones.
Redacción
Tal se consignó en un cable de Télam de ayer domingo, el Ministro de Defensa de la Nación, Jorge Taiana, visitó Ushuaia el jueves y viernes pasados en el marco de la puesta en marcha de nuevas conexiones aéreas entre las provincias Tierra del Fuego y Santa Cruz a través de LADE; la instalación de un radar de vigilancia en la ciudad de Río Grande y el inicio de la construcción de la nueva base naval integrada en la capital fueguina.
Según el parte, el ministro afirmó que «el desarrollo de la Argentina necesita de su dimensión bicontinental», y que una de las medidas que se había propuesto consolidar en 2022, era la de rehabilitar la base aérea de Río Gallegos a través del traslado del escuadrón de Twin Otter, y poner en marcha los nuevos vuelos de Líneas Aéreas del Estado (LADE) para ampliar la conectividad entre la isla y el continente.
Taiana, responsable mientras fuera Canciller durante el primer mandato de Cristina Fernández, del impulsó en la ConveMar del estudio de los límites oceánicos argentinos, que nos llevarían como país a que se nos reconozcan cerca de 6.5 millones de kilómetros cuadrados en el Atlántico Sur, consideró que «es un momento oportuno para encarar una mirada al sur”; y que eso viene añadido a “unas responsabilidades colosales”, y “más preocupación”, destacando especialmente el desarrollo del Programa “Pampa Azul” que alentó a la participación de investigadores, universidades y organismos como el Instituto Nacional de Investigación y Desarrollo Pesquero (INIDEP).
Entre otras consideraciones el Ministro de Defensa, manifestó que “las perspectivas que abre la evolución de las tecnologías aplicadas a la pesca, al transporte y otras actividades económicas en el siglo XXI, los recursos naturales renovables y no renovables que están en nuestro mar ya sea en la zona económica exclusiva o en el suelo hasta el límite exterior de la plataforma toman otra relevancia; también la toma de conciencia global sobre el cambio climático pone en otra consideración a la Antártida que se la veía como algo lejano y lo mismo sucede con el paso transoceánico, por eso redescubrir a la Argentina como un país bicontinental es un tema vital que los argentinos vamos comprendiendo y dándole la relevancia que corresponde».
Destacó asimismo, que los objetivos logísticos son la construcción de la Base Naval Integrada en Ushuaia;, la recuperación de la base aérea de Río Gallegos; la reactivación de la Base Antártica Petrel; e intensificar las tareas científicas y las de vigilancia y control del Atlántico Sur. Dijo al respecto: «queremos fortalecer nuestra presencia en el sur y nuestra vigilancia, recordemos que a principios de este año se puso en marcha el Comando Conjunto Marítimo y todo eso va a dar resultado; para controlar hay que tener medios, y esos medios hay que recuperarlos, hay que construirlos o comprarlos, y ninguna de esas cosas es sencilla o inmediata. Pero creo que vamos mostrando y ganando consenso en la sociedad acerca de la importancia de estos temas y de la Defensa en estas tareas», concluyó Taiana.
Las iniciativas y la comprensión en términos geopolíticos de los desafíos que enfrenta Argentina en el presente milenio, es adecuada: nuestro país debe perfilarse hacia el sur y orientar su futuro hacia la isla de Tierra del Fuego y el Atlántico Sur.
Sin embargo, hay un punto que no cierra dentro de lo manifestado por el ministro. Se inaugura un servicio aéreo entre la isla y el continente, sólo para el traslado de pasajeros y pequeños volúmenes de carga, cuando los problemas logísticos que enfrenta la región son dos: el no control de la navegación que entra y sale del Estrecho de Magallanes, y el cruce en barcaza por aguas chilenas, que es por donde transita el abastecimiento de la isla y el flujo de os argentinos que viven allí.
Taina no ignora que tiene a disposición todo un plexo legal vigente y recursos financieros disponibles suficientes para impulsar el Cruce Corto por Aguas Argentinas entre el Cabo Vírgenes y el Cabo Espíritu Santo. Tampoco lo desconocen la gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner, y el de mandatario de Tierra del Fuego, Gustavo Melella.
Las provincias como la cartera de Defensa, poseen los buques disponibles para comenzar hacer en mencionado cruce en forma provisoria pero inmediata, requiriendo de una navegación de seis horas para completar el circuito punto a punto; e ida y vuelta. Tienen asimismo, presupuesto asignado para la construcción de las naves que ejercerán definitivamente la prestación del servicio y un fideicomiso de 100 millones destinado para tal fin.
La clave para recuperar la soberanía en el Atlántico Sur está en la isla, está en la Antártida, pero está fundamentalmente en la navegación. Es por agua que viajan las cosas, y es por agua que se ocupan los territorios.

Fuente: Télam

Invitame un café en cafecito.app

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.