Calamar y merluza: ingleses y flota extranjera

No nos da la nafta… (ni el gasoil)
5 abril, 2022
Marte, pero en La Rioja
6 abril, 2022
ver todo

Calamar y merluza: ingleses y flota extranjera

Tras conocerse los resultados argentinos de la campaña del calamar y las capturas estimadas de la flota saqueadora en nuestro Atlántico Sur; más el alineamiento de las principales empresas nacionales que se abocan a la pesca de la merluza hubbsi, los actos oficiales conmemorativos de la gesta de Malvinas, se erigen como una falta de respeto a los caídos, los veteranos y el pueblo argentino en conjunto.
Redacción
Del Informe Técnico del Instituto Nacional de Investigación y Desarrollo pesquero (INIDEP), se desprenden los resultados de la temporada de pesca del calamar. La misma transcurrió entre el pasado 7 de enero y el 18 de marzo.
El documento refleja los datos disponibles de captura, esfuerzo, muestreo biológico y área de operaciones de la flota potera argentina al tiempo que estimaron el número de barcos de la flota extranjera que operó fuera de la Zona Económica Exclusiva (ZEE). Según los técnicos, la flota con licencia argentina alcanzó los 72 barcos poteros y 142 mareas de capturas (casi 2 por buque en 11 semanas de temporada); más lo actuado por la flota arrastrera, que aportó un 10% de las captura totales.
En las mismas pescaron 72.875 toneladas de las cuales los poteros realizaron 66.310, con un promedio de 24 toneladas diarias; y el resto de las capturas quedaron en mano de los buques de arrastre.
Teniendo en cuenta estas cifras promedio, según INIDEP, se estima que 370 buques poteros extranjeros operaron del otro lado de la línea de la ZEE en el mismo periodo analizado. Si tomamos como promedio de captura, los mismo guarismos que la flota argentina, nos arroja un resultado de 683.760 toneladas saqueadas por chinos, coreanos, taiwaneses y españoles. Diez veces más que la pesca nacionales del calamar.
Las no del todo buenas noticias continúan con la merluza hubbsi. Las empresas nacionales mayoritarias en ese tipo de capturas, iniciaron un proceso de certificación y calificación para poder procesar y congelar a bordo, bajo la conducción del Marine Stewardship Council (MSC) con origen y sede en Londres, Inglaterra.
Así, la flota de merluza hubbsi de arrastre con buques congeladores está dando los primeros pasos hacia ese estándar británico. Las empresas Iberconsa, Estrella Patagónica, Solimeno y Moscuzza son las firmas que se plegaron al proyecto en primera instancia.
A partir de reuniones mantenidas con el Centro Desarrollo y Pesca Sustentable (CeDePesca), dichas empresas firmaron los convenios para que 14 buques arrastreros que procesan el producto a bordo ingresen en un Proyecto de Mejoras (PROME) con vistas a lograr la certificación del Marine Stewardship Council (MSC). Según el informe, el programa “incluye objetivos de mejora en las reglas de control de la captura y la gobernabilidad de la pesquería, así como un mayor entendimiento de la huella de arrastre y su impacto en los hábitats”.
Los programas PROME consisten en adaptar tecnología y procesos informados dentro de la actividad en el marco del denomina sistema “Fishery Progress” (FIT), donde las empresas se suman auna base de datos y “herramientas de seguimiento del progreso del proyecto de mejora de la pesca”, en las que se apoya ese sistema de origen británico.
Según se informó, la certificación es una materia pendiente en la pesquería de merluza argentina. Con bombos y platillos se alega que este proceso normativo iniciado a principios de siglo en Sudáfrica, hizo que ese país tenga ventas en Alemania, Holanda, Suecia, Australia, Estados Unidos y el Reino Unido.
Lo que no se pone en cuestión aquí, es que será una manera más de la cual se servirá Gran Bretaña, para consolidar su posición de invasión en el Atlántico Sur y su anclaje logístico militar y aeronaval en Malvinas. Que las principales empresas argentinas que manejan la merluza estén formalmente alineadas al sistema británico de calificación, extiende los brazos británicos sobre nuestros recursos y nuestro territorio marítimo.

Fuente: Revista Puerto

Invitame un café en cafecito.app

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.