La canaleta de los verdes para importar
11 marzo, 2022
Gabriel Boric asumió como Presidente en Chile
12 marzo, 2022
ver todo

El invierno está llegando…

Bolivia retrasa el acuerdo por el precio del gas que le vende a la Argentina. Nuestro país al mismo tiempo, le solicita para este 2022 una mayor cantidad del hidrocarburo habida cuenta de la disparada de los precios internacionales.
Redacción
La postura de Bolivia es lógica. El precio del gas a raíz del conflicto entre Rusia y Ucrania se fue a 100 dólares por millón de BTU. El hidrocarburo es uno de lso recursos estratégicos que el hemano país posee para ejercer su comercio y su lugar en la región, y necesariamente debe bregar por los buenos resultados.
La empresa estatal Integración Energética Argentina Sociedad Anónima (IEASA), que cumple el rol de la ex ENARSA, vienen manteniendo conversaciones con el vecino país para poder acordar lo términos del suministro del gas para el corriente año; y clave al mismo tiempo porque nuestro país podría reducir las importaciones de GNL – en 2021 Argentina importó 56 buques en esa variante.
En la negociación de adendas al contrato que rige desde 2006, y que por el momento está estancada, lo que Argentina pretende es que Bolivia aumente la cuota de 14 millones de metros cúbicos diarios de suministro del recurso. Lo que argumentan los bolivianos es por un lado una mejora sustancial en el precio, al tiempo que anunció conversaciones con Brasil para ampliarle la cuota de exportación.
Como rasgo comparativo, en 2021, Argentina le pagaba a Bolivia US$ 7,4 por millón de BTU, mientras que importaba GNL en buques a US$ 8,33. Según los corrillos del sector, en el vecino país se enteraron ue el Gobierno Argentino “tanteó” el mercado internacional paralelamente que entablaba conversaciones con Bolivia, esperando obtener un precio razonable tras el invierno europeo, que permitiera asimismo, traccionar la voluntad boliviana a no incrementar el valor del suministro.
Estallado el conflicto el el Este de Europa, el contexto cambio rápidamente y hoy Bolivia pretende dejar de ser el pato de la boda: ser el que le vende el gas barato a los argentinos, para que éstos asimismo se permitan exportar el de Vaca Muerta a mejor precio; y pagar más por el mismo a los europeos. Una canchereada de las multinacionales que operan en el sector hidrocarburífero, que si el Ejecutivo Nacional no las acompaña, al menos las permite.
En esta situación y por otro lado, los plazos de negociación con el país hermano vencen el 31 de marzo y en Argentina “el invierno está llegando”. La producción local que no se exporta, no alcanza para abastecer la demanda interna porque los gasoductos están al tope de su capacidad de transporte; y el ducto “Néstor Kirchner” recién entraría en obra después del invierno próximo.
Por lo tanto, si Argentina no arregla con Bolivia buenos términos, se verá obligado a exportar GNL o combustibles líquidos para abastecer el mercado interno. Eso implica dólares que Argentina no tiene; e implica que le será imposible contener las tarifas.
Es por ello que desde la pasada semana crecer los rumores de racionamiento del suministro y cortes programados del servicio para las industrias. Lo cual deprime el ya paupérrimo nivel de actividad fabril pero que al mismo tiempo ocasiona pérdidas que el Estado deberá compensar con recursos que no tiene
Para finalizar, y esperando que las cosas lleven a buen puerto, corresponde reflexionar en dos sentidos. Primero, Argentina posee gas en manos de las multinacionales tanto en su extracción, transporte, distribución y consumo. El actual escenario muestra el nivel de sumisión y dependencia a las que el país está sometido. Segundo; el Ejecutivo nacional está faltando a la palabra de bregar por la integración continental queriendo sacarle ventajas a Bolivia ante un reclamo lógico: la suba de la cotización internacional de su bien estratégico. De la misma forma que Argentina que hace cada vez que puede con los precios internacionales de los granos y oleaginosas.
Sean dignos sudamericanos, y paguen a Bolivia lo que pide.

Fuente: IEASA / Secretaría de Energía

Invitame un café en cafecito.app

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.