El negocio inglés en la invasión de Malvinas

Así, no hay sistema productivo que aguante
28 marzo, 2022
Sin ofensa ni temor 17: “Imperialismo y Servicios de Inteligencia”
2 abril, 2022
ver todo

El negocio inglés en la invasión de Malvinas

La agencia Télam publicó un informe respecto de las principales actividades económicas de las cuales la Corona británica usufructúa. La invasión en Malvinas, además de ser un enclave geopolítico estratégico de suma importancia, es un negocio que no para de crecer en facturación.
Redacción
Según el informe de nuestra agencia estatal, el Producto Bruto Interno de las Islas Malvinas, ronda en un promedio anual de 330 millones de dólares. La población estable kelper alcanza los 3.000 habitantes en promedio. Mirados esos números con ojos argentinos – con qué otros lo íbamos a mirar -, la cuenta arroja que cada familia que sostiene la invasión en las islas alcanza un ingreso anual promedio de 440.000 dólares (al cambio “real” argentino, significan $ 92.400.000).
Se estima que en las islas viven entre 700 y 800 familias entre la población implantada kelper e inmigrantes. Se estima también que el verdadero ingreso anual sumando a todas las familias rondaría los 30 millones de dólares. Nadie en su sano juicio debe pensar que por mejor bonanza que los hospede, 750 familias pueden tener el ingreso anual que ensayamos en el primer párrafo.
Por lo tanto, el 91% de la facturación oficial de lo que se genera en Malvinas es capturado directamente por la Corona Británica.
Aunque la Cancillería argentina continúe con su humillante impulso de pregonar que Inglaterra reciba nuestra ayuda en las islas por asistencia sanitaria, la realidad es que la Corona consolida cada vez más su ocupación. Repasemos un poco el informe de Télam.
Según la agencia, el principal recurso es la pesca , seguido por la producción de lana, la carne ovina y el turismo (80.000 al año). Las regalías que cada año llegan a Londres en concepto de explotación menos gastos de mantenimiento de la población instalada ronda los 300.000 millones de dólares. Télam asegura además que Malvinas posee un yacimiento marítimo que podría producir un pico de 80.000 barriles de petróleo diarios.
Los productos pesqueros son el mayor bien exportado, representando en promedio el 91% de todas las exportaciones entre 2010 y 2019, por un monto de US$ 271 millones anuales. La lana sigue siendo el producto agrícola más importante de Malvinas. En la última década, los US$ 15,6 millones en 2019, dan cuenta de un crecimiento de 32,3% interanual en ese rubro. La carne de corderos y ovejas ronda un promedio de 2,5 millones de dólares anuales.
Como hemos informado en más de una oportunidad, las licencias ilegales que la invasión en Malvinas aporta principalmente a flotas españolas y del sudeste asiático, las canaliza a través de empresas de radicación en las islas, que luego – prolijamente – se asocian con firmas extranjeras. A través de un sistema de 230 licencias con cuotas de pesca individuales y transferibles, que implican la captura de como mínimo 100.000 entre Calamar Illex, Loligo y la Merluza Negra. Sólo en concepto de los pagos por licencia, la invasión factura más de 30 millones de dólares al año.
Uno de los últimos actos de resignación de soberanía que realizó la Cancillería argentina, fue solicitarle al Reino Unido en 2020, que respete los términos de la también humillante Declaración Conjunta sobre Conservación de Recursos Pesqueros de noviembre de 1990, que conlleva un “acuerdo de coordinación” en la materia. Según el Ministerio de Relaciones Exteriores argentino, resultaba necesario coordinar medidas de conservación conjuntas, en especial respecto de zonas de veda en el área disputada, y además que el Reino Unido cesase con las licencias unilaterales de pesca», explicó Cancillería.
Otra gallina de los huevos de oro para la Corona, son los cruceros turísticos, con los que facturan más de 20 millones de dólares. También está el asunto del potencial petrolero: el yacimiento Sea Lion en la Cuenca Norte, ilegalmente explorado en 2010, y con un potencial de 80.000 barriles diarios.

A 40 años del inicio de la guerra en 1982, y a los 189 de la invasión, es urgente que Argentina recobre la iniciativa diplomática para la recuperación de su territorio, y la acción política de ejercicio de soberanía sobre el Atlántico Sur, la Patagonia y la Antártida Argentina.

Fuente: Télam

Invitame un café en cafecito.app

1 Comment

  1. Luis dice:

    Volver a Perón dos banderas y ningún otan
    Misericordia con los analógicos locales
    Digo…..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.