La suba de los costos del transporte carretero de cargas y el cuento inflacionario

Gobernar es llamar a concurso
14 diciembre, 2021
La Cancillería de la Sangría Federal
15 diciembre, 2021
ver todo

La suba de los costos del transporte carretero de cargas y el cuento inflacionario

Según la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC), y en base a su “Índice de Costos de Transporte”, el aumento del mismo a fines del corriente año, acumulará un 51%.

Redacción

La cifra significa un incremento proporcional de algo más de un 100% respecto del mismo índice a finales de 2019. Según la organización empresaria, el escenario “se produce en un contexto económico caracterizado por una alta inflación minorista y mayorista y también por una recuperación sostenida de la actividad económica”.

El índice en cuestión surge del relevamiento de once rubros fundamentales en los esquemas de costos de las empresas de transporte carretero. Estos rubros y sus incrementos serían los siguientes:

Personal-Conducción (10,42%); Reparaciones (2,38%); Gastos Generales (4,59%); Neumáticos (96%); Combustible (39%); y por último se especifican cifras parciales de seguros, material rodante, lubricantes, patentes y costos financieros, que ninguno supera el 4% de incremento.

Finalizando el informe, La Federación refuerza el argumento de que la situación de tamaño aumento de costos (35% para 2020; cerca del 51% para 2021; y 102,5 % sumando 2020 y 2021), obedece a la inflación de precios producto de la “recuperación económica más robusta que la proyectada en los primeros meses del año teniendo en cuenta la positiva coyuntura del Sector Agropecuario, un importante crecimiento de la industria de la construcción, y la recuperación de varios segmentos de la industria”.

Sin embargo, ninguna de las actividades señaladas tuvo un crecimiento en volumen sumando 2020 y 2021 en torno al 100%. De hecho, las voces más optimistas, señalan repuntes en la producción y del crecimiento cercano al 10% respecto de principios de 2020. Por tanto, los datos expuestos no presentan indicios para dichas subas. Tampoco los datos gubernamentales sobre inflación reflejan dichos valores.

Sin embargo, y tal vez aquí esté la explicación, hay una variable económica que tuvo un 115,37% de aumento desde finales de 2019: el valor real del dólar. Al 30 de diciembre de 2019, la divisa presentaba un valor real de operaciones de $ 82,36. Para fines de diciembre del corriente, los más optimistas aseguran que su precio se estabilizará en $ 180.

Por lo tanto, la conclusión a la que se puede llegar, es que ninguna de las variables mencionadas por FADEEAC poseerían el sustento suficiente para justificar el incremento de costos y por ende el traslado a precios finales de costos de fletes. Ni siquiera las tarifas de referencia que establece el Ministerio de Transporte de la nación han variado desde mayo de este año (un flete de granos en camión Río Cuarto – Rosario, rondaría en algo más de $ 100.000).

El funcionamiento de la economía real argentina está establecido por las distintas variaciones del precio del dólar. Mientras Argentino no tome cartas en el asunto para fijar los precios de los productos exportables de escala (los productos agropecuarios y mineros) que son los que movilizan la actividad económica ante una industria nacional de escaso volumen de actividad, la situación se irá tornando cada vez más dura para el trabajador argentino: porque los supuestos costos de los fletes se trasladan en forma directa a los precios de los alimentos.

Fuente: Ministerio de Transporte de la Nación/Ser Industria /FADEEAC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.