Una flaca balanza comercial que refleja a un país primarizado

Fruticultura cerró paritarias para el primer semestre
25 enero, 2022
Se anunció la fecha para el Censo Poblacional 2022
26 enero, 2022
ver todo

Una flaca balanza comercial que refleja a un país primarizado

La Cancillería argentina dio a conocer días pasados el Informe de Comercio Exterior Enero 2022, que refleja los movimientos comerciales del país durante diciembre de 2021. El informe brinda un panorama comparativo interanual. Fuera del informe, Chasqui Federal relevó algunos costos promedio de fletes internacional.

Redacción

El documento no otorga un panorama detallado en la línea histórica de los últimos años, por lo cual el análisis sobre la materia siempre será insuficiente. Sin embargo, puede ser útil para construir un panorama, habida cuenta que se trata de datos oficiales emitidos por el Poder Ejecutivo Nacional.

En su comunicado, el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto destaca que el cúmulo de datos publicados, está basado en la participación de “300 cámaras y entidades vinculadas al comercio exterior».

Según el informe, las ventas argentinas al exterior alcanzaron los US$ 77.934 millones en 2021, resaltando que fueron un 20% superiores a las realizadas en 2019 – sería el último año “normal” que serviría de comparación -.

Asimismo, la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional que depende de la Cancillería, informó que durante diciembre de 2021 se importaron manufacturas por un total de US$ 6.216 millones, cifra que contribuyó a redondear un superávit total en la Balanza Comercial para 2021 de US$ 14.700 millones.

Según estos datos, las importaciones alcanzaron un total en dólares de 63.234 millones. La cifra implica nada más ni nada menos, que Argentina sostiene con sus compras externas algo más de 2.800.000 puestos de trabajo en otros países.
Según el informe, los principales destinos de las ventas argentinas fueron Brasil, China, Estados Unidos, India y Chile, que acumulan un 40,5% del total exportado.

Aquí vale realizar una comparación respecto del año 2020, donde los volúmenes exportados fueron acentuadamente menores a causa de la pandemia mundial, el valor en pesos a consecuencia de la devaluación de nuestra moneda presenta alzas alarmantes; y los precios internacionales también sostuvieron subas considerables de un año a año.

El gráfico siguiente difundido por la Cancillería, es muy elocuente. Muestra las exportaciones de productos primarios (PP), manufacturas de origen agropecuario (MOA), manufacturas de origen industrial (MOI), y combustibles y energía (CyE). Para este último caso, puede observarse que el valor en pesos tuvo un incremento del 37,8%, aunque la cantidad exportada se redujo tuvo una baja del 16,1%. Sin embargo, los precios internacionales de esos bienes de cambio, tuvieron un incremento del 74,5%.

Los fletes internacionales

Existe un ítem que rara vez se menciona cuando se analiza el comercio exterior argentino. Sin embargo, no es un factor menor: al no poseer barcos mercantes propios bajo bandera nacional, Argentina paga en concepto de fletes para todas sus exportaciones e importaciones, alrededor de US$ 7.000 millones anuales promedio hasta 2019.

Dada la “crisis” del flete marítimo que transcurrió a nivel global durante 2020 y 2021 principalmente, los mismos tuvieron un importante incremento. Lo cual implica, que lo erogado por el país por tal concepto debió se mucho mayor.

Según la agencia Baltic Exchange que define los “índices” sobre los cuales de construyen las tarifas del flete marítimo, las mismas tuvieron aumento exponencial. Para el caso de las cargas en contenedores de 40 pies, el denominado Freightos Baltic Index (FBX), establecía que en las dos primeras semanas de diciembre pasado, el monto ascendía a 9.496 US$/FEU, contra los 4165 dólares que cotizaba un año antes.

Para el caso de las cargas a granel, varias agencias reportan que el valor de los fletes constituido a partir del Baltic Dry Index (BDI), determinaba que desde Argentina China el flete costaba US$/tn 74,5; 79 US$/tn a Indonesia; a Europa US$ 31 por tonelada; 53 US$ a África; y 9,2% a Brasil.

Fuente: Cancillería / Télam / Baltic Exchange

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.