Boyeros solares para Santiago
5 mayo, 2022
El Presidente se inclinaría en contra de Mendoza respecto de Portezuelo del Viento
5 mayo, 2022
ver todo

Repunte en la siderurgia

El sector empresario afirma que la producción está siendo impulsada por la industria automotriz, energía, construcción y maquinaria agrícola. De esata forma, el acero creció 30% en marzo.
Redacción
Días atrás, la Cámara Argentina del Acero, publicó uno de sus informes de coyuntura. Asegura que durante el mes de marzo la producción de acero crudo se incrementó un 30,7% (416.700 toneladas) y la de laminados un 15% (407.800 tn), luego de las paradas por mantenimiento realizadas durante el mes de febrero.
La CAA, atribuye el incremento, al crecimiento de la industria automotriz, maquinaria agrícola, construcción y energía. Asimismo, pronostican que la producción aumentará dado que según sus estimaciones, la maquinaria e implementos agrícolas continúa mostrando un sostenido nivel de actividad; la construcción seguirá en crecimiento tal lo evidencian los despachos de cemento durante marzo; y por el lado de la energía, habrá buen nivel de demanda tanto en el ámbito local como los despachos destinados a exportación.
Por otra parte, lo que aún no levanta cabeza es el mercado de electrodomésticos, y el sector de envases tiene menores niveles de actividad respecto del año pasado.
Asimismo, la importación de materias primas no producidas en el país para sostener el crecimiento preocupa al sector, dados los efectos que podrían acarrear para la cadena la aplicación de nuevos aranceles o disposiciones del régimen cambiario. Cosas que según CAA afectan la normal operación de las plantas industriales productoras de acero planos, largos y tubos. Las importaciones que realiza este sector se refieren principalmente a “materias primas esenciales no producidas en el país [Nota del Editor: pero que Argentina posee en abundancia], tales como mineral de hierro, ferroaleaciones, carbones, pellets, etc.”.
En otro orden de cosas se refirieron al posible incremento de costos y posibles dificultades de provisión, como ser el normal suministro de gas natural que, en el caso de la industria del acero, se utiliza como insumo esencial para reducir el mineral de hierro en el proceso de aceración. Y por otro lado, el suministro de energía eléctrica es fundamental tanto en el proceso de aceración como de laminación del acero. La discontinuidad de cualquiera de estos servicios, podría afectar a los equipos e interrumpir el normal abastecimiento de toda la cadena de valor.

Algunos datos del sector

ACERO CRUDO
La producción de acero crudo en marzo de 2022 fue de 416.700 toneladas, resultando 30.7% superior respecto de los valores de febrero de 2022 (318.900) y 1.6% menor que en marzo 2021 (423.400 toneladas)
HIERRO PRIMARIO
La producción de hierro primario en marzo de 2022 fue de 311.100 toneladas, resultando 19.9% superior a la de febrero de 2022 (259.600 toneladas) y 1.3% mayor a la de marzo del 2021 (307.000 toneladas).
LAMINADOS TERMINADOS EN CALIENTE
La producción total de laminados terminados en caliente en marzo de 2022 fue de 407.800 toneladas, 15% superior a la de febrero de 2021 (354.500 toneladas), y 3.3% mayor a la de marzo del 2021 (394.700 toneladas).
PLANOS LAMINADOS EN FRÍO
La producción de planos laminados en frío de marzo de 2022 fue de 110.600 toneladas, resultando un 15.8% mayor a la de febrero de 2022 (95.500 toneladas) y 14.1% inferior a la de marzo del 2021 (128.800 toneladas).

Cautela regional por contexto global

Según un informe de la Asociación Latinoamericana del Acero (ALAcero), entre las principales preocupaciones del sector se encuentra la guerra entre Ucrania y Rusia. El primero es el 14º mayor productor de acero bruto (21,4 Mt en 2021) y el 8º mayor exportador de acero del mundo (15 Mt en 2021). Otro estudio de la misma organización indica que Rusia es el noveno mayor exportador de mineral de hierro del mundo, con una producción de 25,7Mt en 2020 y el tercer mayor exportador de carbón.
Por eso, el conflicto entre los países podría llegar a impactar los precios de las materias primas sustancialmente; máxime si se suma a la inflación en ascenso, aún antes de la guerra.

Fuente: CAA / ALAcero

Invitame un café en cafecito.app

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.