Brasil dió a conocer sus cifras de cierre de campaña agrícola
19 septiembre, 2022
Hacia un nuevo paquete
19 septiembre, 2022
ver todo

Capullos en fuga…

Dólares son amores y la cadena del algodón parece haber encontrado un paquete de propuestas para el Gobierno que justamente le permitirían juntar verdes, a cambio de un mayor respaldo en la tecnificación de la actividad. Se avizora una buena cosecha del capullo.

Redacción

La cadena del algodón comienza amoverse y ya se ven los movimientos, perspectivas, y disputas que caracterizarán a la presente campaña y las subsiguientes. La tecnologización de la actividad, tal como ya viene sucediendo con otros cultivos, se abre paso en las provincias productoras.

Según se supo, durante la reunión de la Mesa Nacional Algodonera, ocurrida días pasados, entre los pedidos/propuesta d ellas provincias estuvieron por un lado el incremento al Fondo Compensador de Ingresos de la Producción Algodonera, atento a la alta demanda que existe en los mercados de mayor poder adquisitivo (Europa) de prendas confeccionadas con fibras naturales; y que los beneficios de ese interés sólo repercute en la industria textil y no en la algodonera.

Otro de los pedidos fundamentales fue el de incorporar tecnología al sector, ya que una de las necesidades de los productores es la de hacerse de máquinas cosechadoras”.

Desde los representantes d ella Secretaría de Agricultura de la Nación, se puso énfasis en la necesidad de financiamiento para ampliar esa capacidad productiva, y se allí que se referenció a la política que viene desarrollando INTA, en cuanto a vinculación tecnológica con las provincias algodoneras – Santiago del Estero, Chaco, Santa Fe y Formosa -.

Por su parte, se conocieron algunas líneas de trabajo del sector privado para el sector. Desde la Mesa se informó que el grupo empresario Sancor Seguros presentó un seguro algodonero paramétrico, destinado a cubrir sequías severas.

Asimismo, desde Chaco aseguran que se prevé una buena campaña algodonera. Según las fuentes consultadas, hay cierta expectativa por la implementación de semillas fiscalizadas procedentes del Semillero Gensus, cuyo paquete se servicios incluye un alto porcentaje de germinación y control paralelo de plagas.

Más allá que lo prudente sería esperar los resultados finales de la campaña, los datos con los que ya podemos contar, es que la actividad productiva del algodón nacional vuelve a estar vinculado directamente a la cadena de valor global, más allá de atender al mercado interno. Objetivos que a esta altura, ya no forman parte del imaginario de los productores, sino que son consignas de trabajo para los funcionarios del Gobierno.

Dólares son amores.

Fuente: SAGyP de la N / Mesa Algodonera / Diario Norte

Invitame un café en cafecito.app

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.