Uno, dos… catorce docenas de tipos de cambio

Langostino: cierre del zafra para el 30 de septiembre
21 septiembre, 2022
La sequía y la pavota
21 septiembre, 2022
ver todo

Uno, dos… catorce docenas de tipos de cambio

Las organizaciones de empresarios y productores de la actividad, se sumaron al empapelamiento de la oficina del Secretario de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación. Al igual que las principales cadenas productivas agropecuarias de baja escala, todas quieren el mismo tratamiento que la soja a la hora de liquidar sus exportaciones.

Redacción

El Centro de Viñateros y Bodegueros del Este – provincia de Mendoza -, formalizaron el pedido ante el Juan José Bahillo, secretario de Agricultura, Ganadería y Pesca de Nación, para que se implemente un dólar diferencial y específico, para la vitivinicultura y todos sus productos exportables: vinos, mostos, uvas en fresco y pasas de uvas.

Entre los argumentos del pedido, está la caída de exportaciones de vinos y derivados d ella actividad. Según la nota, solicitan recomponer el tipo de cambio que desde mediado de 2020 a la fecha, se encuentra al 50% por debajo del promedio relativo comparado con el costo de vida. Afirman también, que al tratarse de un actividad agrícola que demanda mano de obra en forma intensiva, el 60% de los costos de la actividad, está integrado solamente por sueldos y cargas sociales.

Por otro lado, reclaman que mientras que el exportador liquida divisas con un dólar oficial a 145/150 pesos menos retenciones, los costos asociados de los insumos necesarios aumentan al ritmo del denominado “dólar contado con liquidación” -en “contado con liqui” -, que oscila en los $ 300.

Por último, el Centro de Viñateros y Bodegueros del Este, llama al gobierno a lo mismo de siempre:

eliminar los derechos de exportación y los aranceles externos que pagan los productos locales en otros países (aranceles que la nación comprador pone a las importaciones). Según los empresarios, esas medidas potenciarían la competitividad del sector y por ello insta a que se generen acuerdos comerciales con otros países.

Sin dudas, la medida transitoria pero poco oportuna tomada por el superministro casi presidente, Sergio Massa, de establecer un tipo de cambio específico para una sola actividad, era algo que iba a traer cola en los demás sectores de la producción primaria. O sea, en la mayoría de las cadenas de producción que se desarrollan en el país. El Gobierno, optó nuevamente por la lógica fiscalista del excel, y se generó un conflicto de baja intensidad por el momento, pero que tiene la medida justa para que cada sector haga su reclamo específico.

Por otra parte, es dable mencionar un detalle argumentativo desde el sector agro exportador: cuando juegan a ganador y salen a la palestra con sus dichos, reivindicaciones y propuestas, éste actor se encarama como el “sector empresario” de tal o cual actividad – vinos en este caso. Sin embargo, cuando la jugada les pide protestar desde el lugar de víctimas, se autoperciben como “productores locales”.

A las lectoras y lectores les recomiendo: lean a Jauretche. Es la única forma de que todo lo que lean a diario en nuestras publicaciones, sean absorbidas con una cuota de humor y el sarcasmo necesario para no amargarse.

Fuente: Diario Los Andes

Invitame un café en cafecito.app

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.